• Imprimir
  • enviar
  • Disminuir tamaño texto
  • Aumentar tamaño texto
  • Compartir

La primera editora en jefe judía de National Geographic admitió el legado "racista" de la revista

22.03.2018 19:00  | 

Itongadol.- "Durante décadas, nuestra cobertura fue racista. Para superar nuestro pasado, debemos reconocerlo", escribió Susan Goldberg en una carta para el número de abril de la revista, que marca el 50 aniversario del asesinato del Dr. Martin Luther King, Jr.

La carta obligó a los lectores y al personal a lidiar con el legado de la revista, que estuvo informando sobre los pueblos y lugares remotos del mundo desde 1888 y reflejó todos los cambios culturales y prejuicios desde entonces.

Pero Goldberg también hizo olas en 2014 cuando se convirtió en la primera mujer -y, por cierto, la primera judía- en desempeñarse como editora en jefe de una revista que a menudo tropezó al informar sobre mujeres y judíos. "Era un lugar con muchos hombres blancos", contó, refiriéndose a los comienzos de la revista como el diario de National Geographic Society, un club de elite de académicos, filántropos y aventureros interesados ​​en viajes y exploración.

Incluso un artículo simpático sobre los judíos en el número de julio de 1919 sugirió que su persecución por parte de los cristianos "aumentó su actividad intensa, su astucia en los negocios, para que pudieran vivir en contra de tal oposición, y produjo en ellos los rasgos que ahora son la base para denunciarlos".

En su carta, Goldberg detalla cómo ella reclutó a John Edwin Mason, un estudioso de la historia africana y la historia de la fotografía en la Universidad de Virginia, para examinar críticamente el pasado de la revista.

Descubrió que la publicación ignoró en gran medida las vidas de los afroamericanos en los Estados Unidos hasta la década de 1970, mientras que también cubría a las personas de color fuera del país de una manera que perpetuaba los estereotipos. Los nativos eran representados "como exóticos, famosos y con frecuencia desvestidos, felices cazadores, nobles salvajes, todo tipo de cliché", escribió Goldberg.

Goldberg, de 58 años, aseguró que no estaba sorprendida por las conclusiones de Mason, señalando que el racismo en la revista había sido escrito anteriormente, incluso en un libro de Robert Poole.

Algunos de los hallazgos más atroces de Mason la conmocionaron, como un artículo de 1916 sobre aborígenes australianos que los llamó "salvajes" que "se ubican en el nivel más bajo de inteligencia de todos los seres humanos".

Goldberg señaló que el tema de la raza es especialmente importante a la luz de los recientes acontecimientos, como la supremacía blanca y la manifestación neonazi en Charlottesville, Virginia, el año pasado.

"Después de Charlottesville, si aún no estaba claro, se hizo aún más claro que tenemos una situación muy tensa en los Estados Unidos con respecto a cualquier tipo de debate sobre la raza".

Goldberg, quien se identifica como una judía reformista, creció en Ann Arbor, Michigan. Nieta de inmigrantes de Europa del Este que llegaron al país a principios del siglo XX y se establecieron en vecindarios predominantemente judíos en Detroit.

Al crecer, su familia celebró las fiestas judías, pero fue "probablemente más culturalmente judía que religiosamente judía". Estuvo involucrada en el movimiento juvenil sionista laborista de Habonim, y a la edad de 17 vivió durante seis meses en un kibbutz en el sur de Israel.

Aunque ella describió la experiencia en Kibbutz Grofit como "una cosa fantástica para hacer cuando era muy joven", dijo que le hizo darse cuenta de que no quería inmigrar al Estado judío.

"Las vidas de las mujeres en el kibutz eran, en mi opinión, algo limitadas. No tienes un mundo de elección. Este era un pequeño kibbutz en medio del desierto, justo en el límite de muchos otros países, y me hizo darme cuenta de que no iba a ser el estilo de vida para mí ", recordó.

En su lugar, se propuso seguir una carrera de periodismo en los Estados Unidos. Se inscribió en la Universidad Estatal de Michigan, pero se retiró para aceptar un trabajo como reportera a tiempo completo en el Seattle Post-Intelligencer. Más tarde regresó al Estado de Michigan para obtener una licenciatura en periodismo.

A lo largo de su carrera, fue la primera mujer en muchos de sus cargos, incluso como editora general de San Jose Mercury News, editora en jefe de Cleveland Plain Dealer y editora ejecutiva de Bloomberg News en la oficina de Washington.

Se unió a National Geographic como editora ejecutiva en enero de 2014, y sucedió a Chris Johns como editor en jefe unos meses después.

La carta de Goldberg recibió elogios de aquellos que la alababan por mirar críticamente la cobertura de raza y crítica de la revista, por parte de otros que se preguntaban por qué la revista tardó tanto en hacerlo y que la carta no fue lo suficientemente profunda al abordar el tema. problema.
  • Imprimir
  • enviar
  • Disminuir tamaño texto
  • Aumentar tamaño texto
  • Compartir

comentarios

Deje su comentario







Por favor, ingrese el siguiente código y luego haga click en botón de envío. Gracias.

COMENTARIOS DE LOS LECTORES (0)

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.

Copyright 2010 ITONGADOL | Todos los derechos reservados

ezink | web applications